América de México confirmó la llegada de Benedetto

el

La Boca llena

El América anunció en su web oficial que Darío Benedetto ya es oficialmente jugador de Boca. El futbolista quería que se cerrara cuanto antes.

20160130_7591.jpg

Listo: Darío Benedetto ya es jugador de Boca. El club América de México confirmó el pase en su web oficial. No sólo le agradecieron por su profesionalismo sino que le desearon éxito en el club de sus amores: el punta tiene tatuado un escudo del Xeneize. Incluso, en redes sociales publicó fotos en la popular de la Bombonera.

El comunicado del América lo podés leer acá.

Benedetto en México convirtió 59 goles en 11 partidos entre Tijuana y el América.

A Boca ya se habían sumado Walter Bou y Fernando Zuqui.

Benedetto no ve la hora de sumarse a las prácticas. “Me tienen que confirmar qué día me presento a entrenar, nada más. Los estudios ya me los hice y no falta nada, sólo el análisis de sangre que se hará cuando haya tiempo. Estoy esperando para ver si mañana puede ser que me presente. Necesito ya empezar a entrenar”, dijo en ESPN radio.

Explicó que firmará contrato por tres años y que Boca se queda con el 100% del pase.

http://www.ole.com.ar/boca-juniors/Boca-llena_0_1591041061.html

1- boca-barra-separadora (2)

Mi Boca, tu Boca

Va a la tribuna, se tatuó el escudo y hasta hizo hinchas a varios compañeros del América. Es Darío Benedetto, el 9 que está a punto de ser el tercer refuerzo. “Igual nadie juega por ser fanático”, dice.

20150509_2661.jpg

Darío estuvo ahí esa tarde en la cancha de Arsenal. Boca ya había acortado los ocho puntos de diferencia con San Lorenzo y se llevaba un triunfo de oro de Sarandí gracias a un golazo de tiro libre de Riquelme, en el primer minuto de descuento, para mantenerse en la punta a cuatro fechas del final. Una semana antes, volviendo de un partido en La Plata, había escuchado por radio la victoria ante el CASLA en la Bombonera, también con gol de Román. Pero ese día en el Viaducto sí estuvo ahí, con sus 17 años y su juventud y fanatismo a cuestas, fascinado por el aliento que bajaba desde la popular visitante, contemplando de cerca cada maniobra del 10, el despliegue del Negro Ibarra, la calidad de Battaglia para pasar la pelota. Hincha privilegiado, vivió el partido desde el campo de juego. Entró a los 44’ del segundo tiempo para hacer su debut en el Arse y al minuto disfrutó en vivo y en directo de aquella obra de arte del capitán. Darío es Benedetto, quien pidió salir del América de México y está a un paso de cumplir su sueño de jugar en el Boca de Guillermo, uno de sus ídolos junto con Martín Palermo.

“Ahora lo que me queda es jugar en Boca, hasta tengo tatuado el escudo”, le confiaba aOlé a comienzos del 2015, cuando fue transferido del Tijuana a su actual club a cambio de ocho millones de dólares. Sabía que a la larga se le podía dar, que lo bueno tarda en llegar, e hizo todo lo posible para concretar su deseo: a mediados de mayo les pidió a los dirigentes que lo dejaran partir en caso de que apareciera una buena oferta y en estos días finalmente se sumaría a préstamo. Su apoderado, Cristian Bragarnik, quien a su vez representa a Walter Bou y a Tito Villalba, fue el encargado de negociar su arribo y confirmarle a Olé que las tratativas marchan viento en popa. El Bocha Valeri, socio de Bragarnik y amigo de Benedetto, fue quien más fuerza hizo para cerrar la negociación. Si todo va bien, el delantero de 26 años se sumará a la pretemporada antes del fin de semana y pasará a ser la primera alternativa de Tevez.

“Tengo un tatuaje de Boca y todo el mundo sabe que soy fanático del club, pero eso no significa nada. Nadie juega por ser hincha. Tengo que demostrar en la cancha por qué se me da esta oportunidad”, contó el punta, quien el martes que viene debería presentarse en México, pero ya trajo todas sus pertenencias para Buenos Aires. Hace un par de semanas, de hecho, tuvo su primer contacto telefónico con Barros Schelotto.

Benedetto observó todos los partidos de Boca en el año y hasta hizo hinchas a varios de sus compañeros del América, donde jugaba con canilleras con el escudo xeneize y compartía plantel con Paolo Goltz y Rubens Sambueza. “Lo seguí mucho mientras estuve fuera del país. Además, Noelia, mi mujer, es más fanática que yo”, avisó en Fox Sports. Y su hijo Felipe ya tiene su camisetita azul y oro. Contó que su referente es Calderón, con quien jugó en el Arse, y llenó de elogios a Carlitos: “La actitud de Tevez es imposible que no se contagie al equipo. Al verlo romperse el alma el resto tiene que hacer lo mismo”.

El Pipa tuvo una excelente temporada 2014/2015 (39 partidos, 17 goles), pero bajó mucho su nivel en la 2015/2016: metió 12 en la misma cantidad de juegos, pero apenas uno en el último semestre, en el que además perdió la titularidad. Sin embargo, el Mellizo confía en sus condiciones: si bien no es el típico 9 de área (mide 1,78 metro), suele convertir de cabeza y le pega muy fuerte a la bocha. “Todavía restan cerrar unas cositas de mi contrato, pero está todo bastante encaminado. Ojalá se pueda dar y poder vestir la camiseta que uno ama”, dijo. Falta poco.

http://www.ole.com.ar/boca-juniors/Benedetto-Boca_0_1591040925.html

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s